Pedir disculpas también se usa

Luis Fernando Botero
Luis Fernando Botero en un reciente artículo para la revista Dinero.com, expone la importancia de pedir disculpas cuando un servicio o un producto falla. Cosa generalmente escasa en nuestro medio donde las líneas telefónicas de soporte y los centros de servicio ofrecen un trato poco amable a los clientes cuando van a consultar por algún defecto o desconocimiento en el manejo de su reciente compra.

Dice Luis Fernando Botero: “Nada más importante para un cliente que sentir la preocupación de su proveedor o de la marca de productos que adquiere regularmente, cuando se presentan algunas fallas que los afectan. Desafortunadamente los directivos de marketing en nuestro medio no saben hacerlo y en consecuencia, prefieren guardar silencio ante las fallas en distribución, soporte o atención que se presentan, permitiendo así que el cliente asuma que los perjuicios causados carecen de importancia para la compañía”.

Recientemente compramos una cámara NX20 de Samsung para el desarrollo de nuestras actividades publicitarias. La cual nos ha funcionado bien, en especial la conectividad WiFi que fue una de las características por las que nos decidimos por este juguete de silicio. Sin embargo la duración de la batería no ha sido la mejor. De modo que decidimos comprar otra batería para contar con un par de pilas que nos permitieran seguir tomando fotos en momentos donde es clave permanecer disparando la cámara de fotografía.

Cuál no sería la sorpresa nuestra al darnos cuenta de que no era suficiente con ir al Centro de Servicio Samsung y pedir una batería para una de sus nuevas cámaras. Se necesitaba la referencia de la batería, consignar el 50% del valor para encargarla a Bogotá y el pagar restante al momento de que llegara el envío, 4 ó 5 días después. De modo que debíamos ir y volver varias veces por un artículo tan pequeño y aparentemente tan corriente.

Aprovechando una diligencia cerca del Centro de Servicio Samsung de El Poblado en Medellín, enviamos al mensajero para que encargara la batería con la respectiva referencia. Al llegar le informaron que tampoco era suficiente la referencia de la batería, ya que era necesario llevar la cámara completa para verificar el modelo pues sus cámaras cambian de modelo y referencia en los accesorios a pesar de que se trate de la NX20 o la NX100 o cualquiera de sus artículos. Quedamos decepcionados. Nos quejamos en Twitter y quedaron en enviarnos un email, que un mes después no llegó.

Luis Fernando Botero cita además otros penosos casos en su artículo, de otras empresas colombianas o radicadas en Colombia, en las que el servicio y las disculpas brillan por su ausencia. Aquí algunas perlas brillantes:

  • “Para Álvaro Jiménez quien compró una lavadora Whirlpool en Falabella –Vendiendo usados como nuevos- y a quien luego de 45 días sin el electrodoméstico, con los inconvenientes y extra costos por el lavado de la ropa de una familia durante ese período, simplemente le hicieron el cambio del mismo. Solo eso y nada más que eso, el simple cumplimiento de una obligación legal y comercial”.
  • “Marcela, la joven quien junto a su madre y una tía, no les fue permitido el abordaje del avión de Viva Colombia que las debía traer a Medellín desde Bogotá –García: El altanero- luego de asistir a la muerte de su abuela y madre, nunca les fue remitida ninguna disculpa y aún no les han devuelto el dinero que les tienen que reintegrar. Solo me enviaron un correo en el que culpan a las pasajeras de la situación atendiendo solo lo dicho por García y escudándose en hechos que no son ciertos como la presencia de Policía Aeroportuaria y Aerocivil. Ninguna disculpa con las clientas y por supuesto, ninguna manifestación de pesar por el mal momento que fue propiciado por su irresponsable funcionario y por los extra costos que debieron asumir”.
  • “Por último, Jorge Navarro y Ángela Jiménez con Claro y Movistar –Maltratados y atropellados- tampoco recibieron de parte de las empresas de telecomunicaciones ninguna manifestación de disculpa por los evidentes errores y maltratos de que fueron objeto”.

Nueve cosas que no sabía sobre la marca

43301_95213_1
La Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) realizó un informe sobre una serie de temas que seguramente le han inquietado de la marca, pero no ha obtenido respuestas a sus dudas.

1- ¿Desde qué momento se tiene derecho sobre la marca?
Aunque existe un derecho de prioridad que se adquiere con la solicitud de registro, el derecho exclusivo sólo se adquiere con el registro y es a partir de ese momento en que se puede exigir a los terceros no usar la marca.

2- ¿Por qué es importante la fecha de presentación de la solicitud de registro de marca?
Las solicitudes de registro se rigen por el principio de primero en el tiempo primero en el derecho. En consecuencia, la fecha de presentación es requisito imprescindible para demostrar que existe una solicitud de registro en trámite y para activar el derecho prioritario al registro respecto de las marcas parecidas o iguales que se presenten con posterioridad.

3- ¿Al radicar la solicitud obtengo inmediatamente una fecha de presentación?
Si la solicitud contiene toda la información establecida en el artículo 140 de la Decisión 486, se obtiene automáticamente fecha de presentación y, por tanto de prioridad sobre la marca.

4- ¿Al obtener el registro de una marca en Colombia, se hace extensivo a otros países?
No, el registro de la marca está limitado al país en el cual se ha otorgado. Por lo tanto, las marcas registradas en el extranjero no se entienden registradas en el territorio colombiano ni las marcas colombianas se entienden registradas en el extranjero. No obstante, hay Convenios o Tratados Internacionales que establecen que se puede impedir el registro de una marca en un territorio si se parece o es idéntica a otra registrada en otro territorio.

5- ¿Por cuánto tiempo se protege?
Por 10 años renovables de manera indefinida.

6- ¿Puedo usar mi marca antes de registrarla?
Sí, pero el derecho exclusivo de impedir a los terceros usar una marca semejante o igual sólo se adquiere con el registro, de suerte que es recomendable registrarla y, de ser posible, antes de empezar a usarla.

7- ¿Qué signos pueden registrarse como marcas?
Aquellos signos que sean perceptibles por los sentidos, como las palabras, las imágenes, las formas de los productos y hasta los sonidos. Igualmente, la combinación de letras o números o colores con alguna de las formas anteriores. Lo importante, con independencia de la forma, es que se diferencie de los productos a identificar y de las marcas que ya están registradas o solicitadas.

8- ¿Qué tipos de marcas existen?
• Nominativas: consisten en la escritura de la expresión, frase o palabra que se utiliza para identificar el producto o servicio, sin ningún tipo de acompañamiento, caracterización ni tipo de letra.
• Figurativas: Consisten solo en la representación gráfica del signo sin incluir ningún tipo de expresiones, letras, palabras o frases.
• Mixtas:Son la unión de las dos anteriores. Contienen un elemento nominativo (letras, palabras, o frases) como uno figurativo (gráfica abstracta o una figura)
• Tridimensionales:El signo representa un cuerpo que ocupa las tres dimensiones del espacio (alto, ancho y profundo) y que puede ser perceptible por el sentido de la vista o por el del tacto, es decir, que posee volumen porque ocupa por sí mismo un espacio determinado.
• Sonoras:El signo a proteger consiste solo en el sonido correspondiente, que normalmente es expresado en notas musicales, pero puede ser representado de otra forma.
• Olfativas:El signo a proteger consiste en el olor del producto o servicio.
• De color: El signo a proteger consiste en un color delimitado por una forma o una combinación de colores.

9- ¿Cualquier signo que elija como marca da la misma protección en el comercio, o hay signos más fuertes que otros?
El alcance del derecho es el mismo independientemente del signo que se proteja

Fuente: Finanzaspersonales.com.co

Ventajas de ser miembro de RedePymes.com


Ser miembro de REDEPYMES.COM es práctico y sencillo. Los miembros de RedePyes.com reciben información permanente sobre proyectos, alianzas y leyes que afectan a las Pequeñas y Medianas Empresas. Adicionalmente obtienen descuentos en eventos realizados por Organizaciones o Asociaciones que trabajan por los sectores productivos de su interés. Además pueden usar el sello de REDEPYMES.COM en sus comunicaciones como una forma de respaldo a su nombre. El valor de la membresía es de sólo US$50 anuales. Si tiene dudas puede escribirnos a [email protected]

Un enredo deshacer cualquier equivocación en el pago de la seguridad social


¿Ha cometido usted algún error en el pago de la seguridad social de sus empleados en Colombia? Nosotros sí y la verdad que no se lo recomendamos. Hace tiempo pagamos, por error, un porcentaje de más en los parafiscales de uno de nuestros empleados (los parafiscales son un impuesto cercano al 4% que se paga sobre los salarios con la promesa de ofrecer bienestar social por medio de terceros) y desistimos de la solicitud de devolución luego de intentar varias veces que Comfama, la Caja de Compensación Familiar de Antioquia, nos retornara ese saldo. Era más costoso el caldo que los huevos.

Pero el culmen de los enredos lo vivimos en el pago de la salud ya que decidimos pasar a uno de nuestros trabajadores de Coomeva EPS a Sura EPS (Las EPS son Empresas Prestadoras de Salud que reciben un significativo porcentaje de los salarios de los empleados, aproximadamente del 13%, con la idea de garantizar el acceso a la salud). Al hacer el cambio pagamos por equivocación a Sura EPS en vez de a Coomeva EPS.

No tardaron en enviarnos de Coomeva EPS un correo informándonos de nuestra situación de mora y citando los artículos 55 y 56 del Decreto 806 de abril de 1998. Escribimos pidiendo nos explicaran pero recibimos nuevamente un correo electrónico invocando la ley. Cuando por fin entendimos que debíamos contactar a Sura EPS para que retornara el dinero a Coomeva EPS lo hicimos y en efecto se hizo el reembolso.

Sin embargo seguimos recibiendo correos de cartera de Coomeva EPS, ahora citando un nuevo artículo que establecía que si el pago era posterior al 1o de abril, este debía hacerse a nombre del empleado para luego ser transferido a Coomeva EPS. Informamos que esa no era la situación pero calló en oídos sordos. Debimos llamar nuevamente a Sura EPS para que nos informaran el número del cheque y pudieran validar la fecha de pago.

Finalmente después de tres meses recibimos el paz y salvo de Coomeva EPS la cual nunca se dignó en explicarnos en términos sencillos que debíamos hacer o regalarnos una llamada para aclarar la situación. Se conformaron con cumplir con el envio de sus correos a pesar de nuestra evidente indisposición (¿O tal vez por eso mismo?). Ojalá nos vaya mejor con este cambio y esperamos que si usted realiza un pago equivocado en la seguridad social de sus empleados, cuente con mejor suerte que nosotros.